Pages Navigation Menu

Reflexiones sobre el Athletic, el fútbol y el deporte

De las ruedas de prensa sin preguntas a las ruedas de prensa sin periodistas



Imagen de la rueda de prensa emitida en la web del Athletic

Imagen de la rueda de prensa emitida en la web del Athletic

El pasado día 27 el Athletic anunció la suspensión de la rueda de prensa del entrenador de su primer equipo femenino porque ningún periodista acudió a la convocatoria. Se trataba de la rueda de prensa previa al partido que el Athletic disputaba en Madrid contra el Atlético, en la antepenúltima jornada de Liga. El Athletic era y es líder, con un punto de ventaja sobre el Barcelona, y el Atlético era tercero y aspiraba a la segunda plaza que da opción a participar en la próxima Champions League. El choque era, por lo tanto, de una trascendencia extrema.

El anuncio de la suspensión de la rueda de prensa provocó un aluvión de críticas al periodismo en las redes sociales a las que poco a poco han ido respondiendo algunos y algunas profesionales que se han sentido concernidos. De estas respuestas se desprende que el periodismo asume una parte de la responsabilidad, justificada por la crisis galopante que sufre el sector, pero culpabiliza sobre todo al propio Athletic, por su falta de generosidad con las acreditaciones,  y a los aficionados y lectores que, según esta interpretación, no siguen con el suficiente interés el  deporte femenino.

Me da la impresión de que en este caso la condición femenina del equipo es solo una de las diversas circunstancias que han concurrido en este asunto, y no precisamente la principal ni la más decisiva. En todas las reuniones de redacción que se celebran para planificar la jornada hay mujeres con voz y voto; no parece razonable que un redactor jefe descarte una rueda de prensa solo porque el protagonista es un equipo femenino, sobre todo si hablamos del Athletic que, al menos en Bizkaia, es noticia todos los días del año. La explicación de que la rueda de prensa coincidía con la del Barakaldo, que se estaba jugando el ascenso a Segunda A, necesita una aclaración añadida para su correcta comprensión: el Athletic pone a disposición de todo el mundo sus ruedas de prensa en su web  y el Barakaldo, no.

En este caso han coincidido dos circunstancias que han provocado una tormenta perfecta. Por un lado, la ya mencionada crisis que sufren los medios de comunicación, que se ha traducido en un vaciamiento de las redacciones hasta extremos inverosímiles. Convendría, no obstante, distinguir entre medios privados y públicos, porque ni la responsabilidad ni los recursos humanos y materiales son los mismos.

Por otro lado tenemos  el segundo factor decisivo en este asunto: la política de comunicación del Athletic, que no difiere demasiado de la del resto de los clubes profesionales.

De un tiempo a esta parte, el club se ha hecho con una estructura de comunicación basada en su página web, que le ha permitido pasar de ser fuente de noticias que divulgarán e interpretarán terceros, a ser su propio emisor. A día de hoy el Athletic no necesita la intermediación de los medios de comunicación para difundir su mensaje. Lo puede hacer en primera persona; dispone de los medios técnicos y tiene a los protagonistas en exclusiva.

Por pura inercia o de acuerdo a un plan preestablecido, el Athletic ha ido acaparando la información hasta convertirse en un medio de comunicación más. El presidente ofrece ruedas de prensa periódicas, casi siempre de contenido escaso o anacrónico. El entrenador también ofrece una rutinaria rueda de prensa semanal, que ni siquiera incluye la convocatoria, que se anuncia en la web,  y el club elige los jugadores que se ponen a disposición de los medios según su propio criterio, que no tiene que coincidir necesariamente con el interés mediático.

Y todo ello se retransmite en directo en la página web y se deja la grabación accesible para repasarla en cualquier momento. Las dos ediciones del One Club Man Award, son la demostración empírica del interés del club por controlar y monopolizar la información que genera.

Si hay pocos periodistas y el Athletic sirve la información en internet, la ecuación tiene como resultado la cada vez más escasa presencia de informadores en Lezama. El sistema ha convertido a los que acuden en meros figurantes que solo sirven para dar apariencia de realidad a lo que empieza a ser virtual.

La asistencia cero se produjo en la convocatoria del Athletic femenino, pero podía haber ocurrido cualquier otro día.

No estamos ante un caso estricto de discriminación por razón de género, pero tampoco  ante una simple anécdota,  sino en el inicio de una nueva forma de funcionamiento de  la comunicación. Basta con apuntar que el dichoso partido femenino Atlético-Athletic ha sido el primero que se ha retransmitido en directo a través de Facebook. Según datos facilitados por la LFP, tuvo un seguimiento de 370.311 usuarios. Los tiempos están cambiando a velocidad de vértigo.

Han quedado atrás los tiempos en los que el fútbol era un deporte y la información, un derecho. Hemos entrado en la era del negocio del fútbol y del negocio de la información. Estamos a punto de pasar de las ruedas de prensa sin preguntas a las ruedas de prensa sin periodistas, si es que no lo hemos hecho ya y no nos habíamos dado cuenta.

 

Share This:

No hay comentarios

Trackbacks/Pingbacks

  1. De las ruedas de prensa sin preguntas a las ruedas de prensa sin periodistas  – Orgullo Athleticzale - […] Origen: De las ruedas de prensa sin preguntas a las ruedas de prensa sin periodistas – Juego de cabeza…
  2. ¿Tienen futuro las ruedas de prensa? - […] la web “Juego de Cabeza“, un interesante artículo de Juan Carlos Latxaga (http://juegodecabeza.com/las-ruedas-prensa-sin-preguntas-las-ruedas-prensa-sin-periodistas/). Latxaga es, en mi humilde opinión,…