Pages Navigation Menu

Reflexiones sobre el Athletic, el fútbol y el deporte

Una goleada que deja a Iraizoz en el ojo del huracán



[sliders id=”367″]

La estrepitosa derrota ante el Espanyol no se recordará por los fallos en la boca de gol de Susaeta o De Marcos, algún centro de Iraola al amigo invisible con todo a favor para colocar la pelota en alguna cabecita, o la sucesión de corners que botó Ibai Gómez a la altura de la rodilla del primer defensa. Si se me apura tampoco se recordará por la lesión prematura de Muniain, ni la de su sustituto, Ibai, que dejó en evidencia la patética cortedad del banquillo rojiblanco, ni, desde luego, por las ausencias de Gurpegui y Ekiza que obligaron a empezar el partido con una nueva recomposición de la defensa y el centro del campo. Los goles fallados, los centros equivocados, los pases mal seleccionados en el área contraria, son circunstancias del juego que generalmente se acaban olvidando en la sucesión de acontecimientos que ocurren a lo largo de los noventa minutos. La derrota se recordará por los fallos de Iraizoz que acabaron soliviantando a la grada hasta el extremo de que se llegó al hecho insólito de un sector del público tomándose a rechifla a su propio portero. Habrá que revisar el capítulo del gure estiloa que hace referencia a la relación entre el público y los jugadores del Athletic.

A estas alturas ha dejado de ser noticia que el Athletic tiene dos problemas, uno en cada portería. No es nuevo. Los tenía también el año pasado pero entonces la producción de fútbol era tan exuberante que el equipo acababa paliando el asunto, aunque no fue excepcional ver salir al público de San Mamés comiendo cerillas ante derrotas y empates absolutamente inmerecidos. Las reflexiones de Bielsa acerca de la justicia en el fútbol se convirtieron en un clásico de la sala de prensa.

La cosa se ha complicado mucho este año porque las ocasiones no son tan abundantes como la pasada temporada, aunque sigan siendo suficientes para un equipo con una puntería mínimamente homologable a la que hace falta para llevarse el premio en una caseta de feria. Ante el Espanyol, sin ir más lejos, el Athletic dispuso de media docena de llegadas francas y tres o cuatro ocasiones de esas que no se pueden fallar.

La falta de eficacia ofensiva pone más al descubierto las miserias defensivas de un equipo que además padece una tendencia a perder los papeles ante cualquier contrariedad ciertamente preocupante. El problema defensivo se ha agravado y, lo que es peor, se ha personalizado en el portero. A ojos de la afición del Athletic Gorka Iraizoz se ha convertido en el hombre que mató a Liberty Valance. Y ese es un problema muy serio que Marcelo Bielsa tendrá que afrontar a muy corto plazo: el que media hasta el próximo partido.

Ya no se trata de discutir sobre si el guardameta pudo hacer algo más en éste o en aquel gol; si fue culpa suya o colaboró un defensa. La pregunta no es si pudo hacer más; es si se puede hacer menos para evitar que los equipos rivales marquen en la primera llegada, prácticamente sin necesidad de crear media ocasión.

Iraizoz empezó a sembrar el pánico en el área propia muy pronto. Casi desde la primera jugada. El juego del Athletic requiere la participación del portero pero su guardameta tiene un horroroso juego con los pies y los rivales lo saben; presionarle casi siempre rinde frutos. Sus fallos y sus dudas minaron los nervios de sus compañeros y llevaron la inquietud a la grada. Y ese, el de la falta de confianza, es el lastre que definitivamente acabó hundiendo al portero y a todo el equipo. A día de hoy la presencia de Iraizoz en el equipo es fuente de inseguridad. Hace tiempo que estaba bajo sospecha para buena parte de la grada. Ante el Espanyol quedó sentenciado. Al margen de lo que pueda parar o no, para un portero resulta vital transmitir confianza; y casi nadie confía en Iraizoz a estas alturas. Los murmullos que le han acompañado casi siempre se convirtieron en silbidos sueltos primero, censura ruidosa, después, rechifla generalizada más tarde, y bronca más que evidente en la despedida. A Iraizoz le faltó hasta la inteligencia para abandonar el campo mezclado con sus compañeros; se quedó saludando a todos los rivales y enfiló el túnel en soledad, no se sabe si porque quería asumir su culpa, lo que le honraría, o porque las broncas le resbalan, que sería más preocupante si cabe.

El portero es el único que viste distinto en el equipo. Es el especialista y como tal, casi siempre está solo. En el fútbol los fallos tienen una gradación ascendente a medida que se acercan a la propia portería. El error del delantero, salvo que sea mayúsculo, se tolera; en el centro del campo, inquieta; el fallo de un defensa puede tener consecuencias muy graves; cuando es el portero el que falla, el efecto es letal: gol en contra. Palabras mayores.

Un fallo en la portería propia bastó para que se fuera por el sumidero media hora de fútbol más que aceptable del Athletic bajo la batuta de Herrera. Fallaron De Marcos y Susaeta, con reiteración además, y el portero españolista, Casilla, desvió a corner un buen cabezazo de Aurtentexe e impuso siempre su autoridad en el área pequeña, lo que hizo más odiosa la comparación. Todo hubiera podido quedar, sin embargo, en el olvido si no se hubiera producido el error que le regaló el primer gol al Espanyol. El equipo rojiblanco quiso reaccionar, pero saltaba a la vista que estaba tocado por la enésima repetición de la historia.

Apenas hubo doce minutos tras el descanso para mirar la cara con la que volvía el Athletic. Cuando el equipo todavía se estaba reajustando tras la lesión de Ibai y la salida de Igor Martínez, llegó la puntilla del Espanyol en una salida de Iraizoz de esas que se repiten en esos videos tan graciosos que suelen poner la televisiones el fin de año. El tercero llegó al siguiente minuto ante la incredulidad de jugadores y público, que no se habían recuperado todavía del impacto del anterior. Lo que sucedió después merece una reflexión por parte de todos. Por si hubiera habido pocos debates este año en el Athletic, ya tenemos otro abierto y éste sí que afecta de lleno al fútbol. Un portero discutido tiene todas las de perder por el mero hecho de serlo. Iraizoz está en el ojo del huracán. El peor sitio para tratar de convencer de nada a nadie.
Reportaje gráfico: MITXI

Share This:

9 Comentarios

  1. Francamente creo que estos ridículos no se pueden consentir, ya ha habido tiempo de sustituir a Iraizoz por lo tanto la culpa no la tiene él sino el que le mantiene en el equipo, tarde o temprano tenía que ocurrir ésto.

    Cualquier equipo nos gana sin hacer absolutamente nada de nada, solo tienen que esperar nuestros fallos, como ha sucedido con el Español, equipo ramplón que ha disparado cuatro veces y nos ha metido cuatro.

    Alguien tendrá que hacer un análisis de la situación porque no se puede jugar con San José y Laporte de defensas centrales y con Aurteneche de lateral, que no me digan que no hay más porque tenemos al Bilbao Athletic que para algo sirve, peor que éstos no lo pueden hacer, lo que está claro es que hay que buscar soluciones sino nos vemos en segunda.

  2. a ver … el hombre que mató a Liberty Valance era considerado como un héroe precisamente por haber matado a Valance, que era un ladrón y un asesino contra el que nadie se atrevía a actuar. Vamos que exactamente al revés de lo que se pretende señalar en el artículo.
    En fin todos nos podemos equivocar … menos Iraizoz, claro

  3. Espero que este resultado no lastime la autoestima del grupo, ya que sinceramente veo muy bien al equipo en su juego asociativo.

    Lo de Iraizoz es una verdadera pena. Se ve que lo intenta, pero es un portero que esta de salida.

    Sé que la defensa de hoy fue producto de las lesiones, sin embargo pienso que Bielsa debe evaluar mejor, en los entrenamientos, el resultado de los ajustes. La cosa no está para llegar a los partidos oficiales y que te hagan un roto como el de hoy en casa.

  4. Ya, está claro que Gorka no está en su mejor momento, y que el sistema de juego no le favorece, pero no es menos cierto que desde que debutó hay mucha gente que no le traga.
    Contando con lo dicho anteriormente, es el mejor portero que tenemos desde Zubi (quizás a la par de Biurrun) y sobre todo, no estamos en los 80 donde había dos docenas de porteros vascos de categoría. Entonces, dado que Gorka no nos gusta, podemos empezar a cargarnos a todos los porteros de la cantera, uno por uno (porque a día de hoy TODOS son peores que Gorka), podemos fichar a la mejor alternativa, Ruffier, del que mucho hablan y nadie ha visto jugar. Yo este año he tenido la oportunidad de verle unos cuantos partidos y es un buen portero bajo palos, con reflejos, fuerte pero bajito, y que con el pie anda del pelo o peor que Gorka. No olvidemos que en la que para mi fue la mejor decisión de Caparros en sus 4 años, lesionado Gorka inmediatamento se trajo a Armando, pero ahora no veo un Armando por ahí suelto.
    El portero es un puesto delicadísimo, el Barça las va a pasar canutas para encontrar relevo a Valdes, lo mismo que el Madrid con Iker.
    Aunque me temo que para muchos de los críticos de Gorka la solución sería echar a Urrutia y traer a Macua, y con eso Gorka empezaría a ser la reencarnación del Txopo…
    Esta temporada me da que ya la hemos visto con jabo, pitos el primer partido ganando 1-0 al Betis, destitución tras un par de cagadas del portero y un penalty fallado,…

    • ¿El mejor portero desde Zubi? ¿Pero tu de que arbol te as caido? ¿Te as dado un golpe en la cabeza o algo? Si es el pero portero que a pasado por el Athletic en… TODA SU HISTORIA! Mister cantadas! No se puede consentir 5 partidos nefastos con uno bueno, eso para un portero del Athletic es inaceptable y llevamos asi mas de 2 años. Practicamente todo lo que para son paradas que si no las hiciera serian mas cantadas para su lista asique por favor menos chorradas. Este tipo en una temporada hace mas cantadas que cualquier otro portero que haya visto en un solo año. Algunos no le tragaran desde sus inicios pero tu txiko se ve que tienes una venda en los ojos que madre mia…
      PD: Diciendo que a dia de hoy TODOS los porteros que tenemos son peores que Iraizoz dejas claro que no tienes ni p. idea de porteros. Kepa es mejor, Raul haria como poco menos cantadas y parar lo mismo (menos no se puede), incluso Aitor Fernandez le come la tostada. Para decir sandeces asi vete a dormir anda.

  5. quien ha tenido mas fallos gorka ,demarcos o susaeta porras no se puede fallar tsntas ocasiones de gol tan claras
    iraizoz fue el mejor hace 15 dias en san mames porque de marcos y susaeta fallaron lo mismo a pesar de que luego metieron los 2 goles
    no se puede estar pitando al portero desde la primera jugada

  6. El señor Bielsa fue muy ¿valiente? al señalar públicamente con el dedo a Fernando Amorebieta como responsable principal del gol del Rayo Vallecano en un contrataque pésimamente defendido por TODO el equipo. Sustitución inmediata, debate interno en el vestuario, posteriormente hecho público.
    Sin embargo, nos echa en cara que hemos sido un poco injustos en nuestro juicio y valoración de la actuación de nuestro portero ayer.

    Me da la sensación que en este club hay jugadores con licencia 00 para hacerlo mal, e incluso peor, sin que les ocurra nada; mientras que hay otros que al menor error son inmediatamente “ajusticiados”.

    Sinceramente dudo mucho que EN ESTE MOMENTO, Raúl sea peor portero que Gorka, o que pueda hacerlo peor, y creo que hay más motivos a favor de probar un cambio en la portería que de empecinarse en mantener lo que tenemos por miedo a equivocarse.

    Creo que el Sr. Bielsa se equivoca aplicando distintos criterios, si el que comete errores lo paga con el banquillo, Gorka hace tiempo que debería estar calentando banco, y desde luego ayer lo tengo aún más claro.

    Por último, esto se arregla ganando la próxima jornada al Málaga

  7. Pues yo el fallo del primer gol se lo atribuí casi al 100% a Aurtenetxe, que se olvida de su par y le deja anticiparse, y no es la primera vez que lo hace. Después otro fallo suyo en el marcaje nos cuesta otro gol, y supongo que por eso el entrenador le sustituye.

    Aunque reconozco que Gorka volvió a estar desacertado, a mí lo que me puso de los nervios ayer fue que Susaeta dispare al muñeco después de una jugada personal fantástica, que remate mal de cabeza un pase de la muerte de Herrera fallando un gol cantado, y que por poner mal el cuerpo (como de costumbre) se le vaya alto otro gol más que fácil. Tampoco me acabo de acostumbrar a que De Marcos lo falle casi todo en el área. Y me puso enfermo que Ibai saque sus tres primeros córners ridículamente mal, que después saquen una falta en horizontal en vez de meter un buen centro al área (como hizo el contrario). Por no hablar de Iraola, que a veces parece perder la tensión o se le olvida centrar como sabe.

    ¿Y qué decir de Iturraspe o Sanjosé? Si éste último no hace una gilimano cuanto tenía mucha ventaja en un balón alto contra un jugador que mide medio metro menos que él, no se hubiera producido la jugada del primer gol… En fin, que una vez más entre todos lo mataron y él solo se murió.

    Como soy un optimista sin remedio, espero que lo de ayer sirva como lección y se aproveche en el futuro. Que provoque cambios, y que estos sean para bien. Y también espero que Toquero vuelva a contar para Bielsa. Quizá sea el momento de subir un lateral izquierdo del filial. Y lo de la portería no puede esperar más.

    Dicho todo esto, hago constar que a mí me encanta ver jugar al equipo salvo en las áreas. Todo lo que no es rematar y evitar que nos rematen lo hacemos muy bien, que ya es mucho más de lo que hemos tenido en demasiadas épocas de nuestra historia, sobre todo de la reciente.

    Saldremos de ésta y saldremos jugando bien.

  8. No estoy de acuerdo que Iraizoz tenga un “horroroso juego con los pies” o “que esté sentenciado”. En mi opinión no hay mejor portero, hoy, para nuestro equipo que Iraizoz. Sin ninguna duda. Aquellos que se rieron de nuestro portero que se lo hagan mirar. Lo de la “rechifla generalizada más tarde” motivo para la reflexión y la autocrítica para esa parte de la afición. Como recordaba Joseba Vivanco en su crónica de Gara de hoy: “No me quieras porque gané, necesito que me quieras para ganar”.
    Estamos al filo de la navaja y con acumulación de bajas: Ekiza, Gurpe y ayer Muniain e Ibai. Lo positivo, que casi todas las situaciones negativas que se pueden dar en un partido las sufrimos en 90 minutos. Que no se repita!
    Parece ser que no nos damos cuenta o no valoramos suficientemente que en 9 meses se ha RECONSTRUIDO el equipo y la caseta, ante la baja voluntaria de los 3 “estratégicos”. Como si esto hubiera sido sencillo y algo habitual en nuestra historia. El equipo se está recomponiendo y esto es una buena bofetada. Hay que levantarse!
    Irregular es el juego de otros jugadores, muy jóvenes y verdes, por eso, PACIENCIA. Es lo que tienen los jugadores jóvenes, lo mismo te desesperan que lo bordan de un día a otro. Muy arriesgado, en esta situación, hacer “debutar” a más jóvenes. Veremos cómo se recuperan los lesionados a lo largo de la semana.
    Veo al equipo con chispa y con facilidad para llegar arriba. Falta TEMPLEEEE!!!
    Insistir en lo que se hace bien y CORREGIR lo que se hace mal. Por muy repetitivos que puedan ser los errores, señor Bielsa, si son corregibles.